Actualidad Imeldina 2021

Los libros como medios de comunicación

 

Llevamos más de un año trabajando y estudiando desde casa. Nuestro entorno social se ha visto reducido a los miembros de nuestra familia y a videollamadas de nuestros pequeños por las tardes con sus amigos. Resentimos la falta de interactividad con sus compañeros, la falta de espacios de esparcimiento al aire libre y la poca relación con el mundo exterior. Pensamos que con la pandemia todo tipo de interacción que tenían los niños se había terminado y, sin embargo, nos olvidamos que existe otro tipo de interacción que es necesario rescatar en medio de toda esta reclusión social.

Normalmente entendemos por interacción la acción entre dos o más sujetos. Es aquel contacto entre semejantes del mismo grupo o de nuestro entorno. No obstante, la interacción abarca más aspectos que el de la relación con otras personas.
Durante nuestra vida vamos interactuando no sólo con seres vivos, sino también  con objetos que nos permiten desenvolvernos a diario. La interacción positiva con estos se da cuando vemos un aprendizaje a través de este contacto.

Aprendemos al relacionarnos con otras personas, es cierto, pero también lo hacemos cuando interactuamos con una computadora o con un libro. La comunicación a través de la lectura es una transferencia, un intercambio entre las ideas y opiniones expuestas por un texto y las aportadas por el lector.

Cuando leemos un texto estamos interactuando con este, establecemos una relación fuerte en la que nos identificamos con el contenido, con los personajes y con la intención del autor.
El leer abre puertas, pero también ventanas para hacer volar nuestra imaginación, para desarrollar nuestras habilidades de pensamiento y para ampliar nuestras perspectivas del mundo que nos rodea.

La importancia de adquirir este hábito desde edades tempranas se apoya en todos los beneficios que conlleva. La lectura le permite a los niños estudiar, adquirir conocimientos y la posibilidad de que experimenten sensaciones y sentimientos con los que disfruten, maduren y aprendan, rían y sueñen.

No solo es importante cultivar ese hábito en casa, sino también en el colegio. Como docentes, tenemos la responsabilidad de remarcar la lectura como una actividad necesaria para la vida misma. Los niños de ahora ya no leen un plan lector porque tienen que hacerlo, sino porque les gusta. La motivación es parte esencial de este acercamiento hacia las letras y por ello nos comprometemos a seguir acercando a los niños a la lectura.

Como parte importante del Grundschule, organizamos diversas actividades que les permitan a los niños enamorarse de la lectura, pero también que les den el espacio para interactuar con otros niños y con los libros. Una de estas actividades es nuestro conocido LESENACHT, o noche de lectura. Este año será realizado los días 24 (para primero y segundo grado) y el 25 de junio (para tercero y cuarto).
El tema de este año es : “El Bicentenario: ¿Cómo podemos ser un buen peruano?” Dada la coyuntura entendemos la importancia de reflexionar sobre aquellos valores y actitudes que cada uno de nosotros necesitamos para hacer de nuestro país un sitio cada vez mejor.

Celebremos el Lesenacht como una de las actividades anuales más esperadas por los niños y apoyemos la actividad buscando un lugar en nuestra casa acogedor y propicio para una noche llena de aventuras y lectura. Estamos seguros que será será una experiencia hermosa que los chicos siempre atesorarán.


Natalie Jerí Ratto
Coordinadora del Grundschule